Pediculosis: cómo evitar el contagio de piojos

Pediculosis: cómo evitar el contagio de los piojos
Pediculosis: cómo evitar el contagio de los piojos

Cada vez estamos más cerca de la época estival y, aunque para la gran mayoría, verano es sinónimo de calor, playa y diversión; éste también trae consigo una serie de preocupaciones, sobre todo entre los padres. Uno de los principales motivos de estas preocupaciones es el contagio de piojos.

Aunque existen tres tipos de piojos: piojo del cuerpo, del pubis y de la cabeza, éstos últimos son los más conocidos por su facilidad de contagio. La pediculosis es una afección que se produce por la infestación del cuero cabelludo por parte de éstos. Tal y como recuerda la Asociación Española de pediatría, es una de las afecciones más contagiosas, junto al resfriado común.

Estos animales se adhieren al cuero cabelludo porque necesitan de la ingesta de sangre humana para sobrevivir. El calor y la humedad, características del verano, los ayudan en el proceso de incubación. Por otro lado, es importante resaltar que estos insectos no pueden volar, ni saben saltar, pero sí tienen una gran capacidad para desplazarse de un cabello a otro si éste está seco.

Durante los meses veraniegos se producen, sobre todo entre los niños, una gran cantidad de actividades como campamentos, baños en piscinas públicas o juegos en el parque que suponen un mayor acercamiento físico. Todas estas actividades favorecen el contagio.

Hay que diferenciar entre el piojo; que es el insecto vivo, las ninfas; que es el piojo joven, recién salido del huevo y las liendres, que son los propios huevos.

Cómo prevenir el contagio

Debido a que los piojos obtienen su alimento de los humanos, es raro encontrar estos insectos vivos durante más de dos días fuera de la cabeza de las personas. En el caso de que se descubra un caso de piojos en algún miembro de la familia, hay una serie de medidas que se pueden llevar a cabo:

  • Lavar en agua caliente tanto la ropa como objetos (peines, peluches, etc.) que se sospeche que ha estado en contacto con la persona que ha estado infectada por los piojos.
  • Recurrir a productos antipiojos como Nyda, ya que permiten eliminar de forma rápida y sencilla la población de piojos del cuero cabelludo en una sola aplicación.
  • Revisar a todos los miembros de la familia.

Es importante resaltar que cualquier persona se puede contagiar de piojos, independientemente de su género y edad, por lo que es importante estar al tanto de los posibles contagios.

Escrito por
Más de Soy Mujer MEB Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *